domingo, 21 de agosto de 2011

SÍ, COMPRENDO TU CANSANCIO

*
A Rossana Arellano

Sí, comprendo tu cansancio
porque el mundo se comporta
como un diablo escondido
de mediodía.

Porque las cosas se tuercen
y resultan complicadas
a pesar de los esfuerzos más titánicos.

Porque a veces las palabras se rebelan
y no saben ser aliadas,
sumisas, seguidoras...

Se
vuelven
insumisas
y hacen lo que quieren
aunque no las dejemos...

Porque hay monstruos gigantescos
en rincones muy oscuros
y en algunos lugares
parece que no existen,
pero están
sólo que pasan desapercibidos.

Porque a veces los relojes
no se mueven,
pero otras van feroces
galopando hacia la nada.

Porque las horas se burlan de nosotras.

Sí, comprendo tu cansancio,
pero te tomo de la mano
y te invito a traspasar
el umbral de la metáfora...

Sé que habitas en los versos
donde hay mundos todavía
por descubrir,
donde el pensamiento se ha parado
y sólo vive ese sonido
oculto en la belleza mineral
del inicio de todo.


Ana Muela Sopeña

4 comentarios:

Rossana dijo...

Mi querida Ana,
Hoy al menos logré no obedecer a la palabra y a estas horas, ya cerraré mi día, pasan y pasan las imágenes que no serán escritas.

Mañana, me dedicaré un poco y dejaré un verso para ti.

Como al agua, mi buena Ana, como al agua retorna una y otra vez, la enorme sed.

Tq

GRACIAS por jamás despegar tu hermoso radar, para recogerme una y otra vez, sobre la POESIA.

Ana Muela Sopeña dijo...

Rossana:

Sí, es cierto, tengo un radar contigo. Es algo casi esotérico, un sexto sentido.

Besos, amiga
yo también tqm...
Ana

Julio Dìaz-Escamilla dijo...

Abrazo este poema a Rossana, tu solidaridad y comprensión al dolor ajeno. Celebro ese tomar una mano amiga, traspasar las metáforas y caminar ungidas de poesía. ¡Hermoso!
Abrazos.

Ana Muela Sopeña dijo...

Pasa, cuando puedas por el blog de Rossana Arellano. Es una gran poeta, te gustará.

Gracias por tu paso amable por este poema.

Besos
Ana