viernes, 8 de septiembre de 2017

RECUERDOS EBRIOS

*
La sombra de las casas
desnuda en el silencio la verdad
que la noche persigue
en aceras vacías, donde la luz refleja
la penumbra del sueño inacabado.
Edificios altivos y árboles de lluvia
dejan ver los tejados contra el cielo.
Portales de nostalgia
muestran entre las calles esos miedos
que los hombres susurran
en los recuerdos ebrios de su infancia.


Ana Muela Sopeña

4 comentarios:

carlos perrotti dijo...

Me gusta la poesía que narra la ciudad en la noche, su inevitable melancolía...

Abrazos.

Ana Muela Sopeña dijo...

Gracias, Carlos, siempre es agradable tu visita.

Un beso
Ana

Óscar dijo...

Me ha gustado leerte, Ana. Este poema breve apunta en la inmensa soledad del hombre urbano.

Un amigo:
Óscar

Ana Muela Sopeña dijo...

Muchas gracias, Óscar:

Es siempre grata tu visita.

Un fuerte abrazo, poeta
Ana