lunes, 25 de noviembre de 2019

RIMA INTERNA

*
A veces el versar no es nada fácil
las palabras se escurren de las manos,
mientras sueñan metáforas de humanos
en medio del sendero de lo grácil.

Las imágenes surgen sin sentido
al tiempo que las sílabas se miden
antes de que las letras no se hibriden
en misterios tangentes de lo unido.

Entonces aparece una vocal
que no puede ligar por rima interna,
todo se desbarata y se hace caos.

Los verbos tintinean con cristal,
hay sonidos lejanos de galerna
y el poema resuena en los tablaos.


Ana Muela Sopeña

2 comentarios:

carlos perrotti dijo...

Te floreas, Ana, encendida te floreas...

Qué alegría cuando escribes así, no? Ni te cuento cuando se te lee...

Abrazos y más abrazos.

Ana Muela Sopeña dijo...

Me alegra que este soneto te haya gustado, amigo poeta...

Un abrazo hasta Argentina
Ana