sábado, 7 de julio de 2012

BOSÓN DE HIGGS

*
Mesones sobre letras y presagios
que hablan de misterios insondables
sobre pupilas blancas, sin heridas.

Bariones adheridos a materias
que trazan sobre mundos intangibles
la belleza del alma en movimiento.

Hadrones en la danza de los seres
que buscan el inicio
de la visión de luz
en el origen...

Los quarks en su naufragio
acelerando a Gaia hacia los límites
de la velocidad del infinito.

Y de pronto un bosón
que puede ser de Higgs o de otro tipo.

Entonces los humanos abrazan con su hálito
la ruta de la estrella, para soñar que son seres creadores.

El Aleph se entremezcla
con burbujas de caos,
en un fractal inquieto y desbordante.

Ahora somos uno
resonando al unísono del fuego,
adn que pulsa con galaxias
su estructura absoluta de Big Bang.

Lo oscuro se disuelve
sobre cama de cuásares.

Vislumbramos caminos,
más allá de esta octava tan absurda
de la depredación y la locura.

Abrazamos sin dudas ni demoras
el potencial del cambio entre las sombras.

Ese bosón de Higgs o lo que sea
es un recordatorio, nada más,
de la gran explosión del universo

que aún sigue sonando
en nuestro ser oculto.
Ese que no ha perdido ningún sueño,
ese que no es esclavo sino rey
de un universo atómico.

Partículas pequeñas, diminutas,
que nos recuerdan ahora
nuestro pasado lúdico
en creación constante.

Hematíes dispersos,
leucocitos,
plaquetas
y un sentir
que se mueve en el baile
de púlsares, planetas, asteroides.

Centrífuga la luz en su belleza
nos llena del asombro de estar vivos...


Ana Muela Sopeña

30 comentarios:

Julie dijo...

Precioso poema. Me encanta tu poesía. Besos.

Jerónimo (J.Galán) dijo...

La búsqueda constante del misterio.Nunca pararemos de buscar el sentido de todo esto para saber qué pintamos aquí.Con el Bosón de Higgs se ha dado un pasito más,importante,pero un pasito.Tardaremos muchos siglos aún en entender la verdad.

Me encantó el poema Ana.Muy actual.

Ana Muela Sopeña dijo...

Gracias, Julie, por venir...

Un abrazo grande
Ana

Ana Muela Sopeña dijo...

Gracias, Jerónimo. No sabemos casi nada, esa es la cuestión. En realidad todo son conjeturas sobre el origen del universo. Dónde vamos y hacia dónde nos dirigimos. Lo que sí sé es que la investigación científica es un campo en el que merece la pena invertir...

Un abrazo
Ana

María Socorro Luis dijo...

Apasionante el misterio de la vida.

Y qué infinitamente minúsculos nos sentimos...

Fantástico tu poema, Ana.

Abrazo

Ana Muela Sopeña dijo...

Gracias, Soco.

La verdad es que todo lo ue nos rodea es muy misteroso...


Un beso
Ana

Álvaro Ancona dijo...

Cuando se mezcla la ciencia con la poesía se producen resultados asombrosos. Me encantó.

André Cruchaga dijo...

Querida Ana, tus poemas siempre tienen esa ambrosía de la miel y las abejas; la cadencia con que tejes cada verso es la vianda de la tradición clásica castellana. Me encantó. Poema, sin duda, de reposada claridad.

Un gran abrazo,

André Cruchaga

SILVIA OCCORSO dijo...

Ana un poema genial..justamente el otro día estaba leyendo sobre este tema y recordando algo sobre mi paso por la física, allá a lo lejos y hace muchoooooooooo tiempo, y siempre digo que la física y la filosofía se tocan en sus extremos, en este caso tu poesía hace de nexo de unión.-Me encantó te felicito

Pedro Du Bois dijo...

Cara Ana,
um poema na velocidade necessária ao encontro. Abordagem lúcida em forma lúdica: o encontro - que nos faz sentir - com o indeterminado, a deslumbrar os de sempre. Belíssimo. Abraços, Pedro.

Ana Muela Sopeña dijo...

Muchas gracias, Álvaro por venir a leerme y dejarme tu huella de amistad...

Un abrazo
La 11
Ana

Ana Muela Sopeña dijo...

Querido André:

Aprecio mucho tu opinión. Me alegra que veas la tradición castellana en mi poema...

Un abrazo
Ana Muela Sopeña

Ana Muela Sopeña dijo...

Gracias, Silvia, por venir. Es cierto: la ciencia y la filosofía tienen unos puntos de intersección muy potentes. En realidad, la física teórica es una gran metáfora del universo. Y en esos niveles, los de las partículas subatómicas hay más sueño que método científico. El universo sueña a través de las partículas subatómicas.


Un abrazo
Ana

Ana Muela Sopeña dijo...

Muito obrigada, Pedro.

Beijos
Ana

Rocío L'Amar dijo...

interesante trabajo escritural, estimada Ana, Bosón de Higgs, también denominada "la partícula de dios"... es una gran metáfora, como dices.

abrazobeso desde Chile, Ro
http://misspubis64.blogspot.com

Ana Muela Sopeña dijo...

Muchas gracias, Rocío, por venir a dejar tu huella entre estos versos.

Un abrazo
Ana

tino dijo...

Si me acojo a este marco de poesía-científica-onírica me parece genial. Genial la forma que tienes de plantear los avances de la ciencia a la hora de mirar los quantos...la versificiación del "BOSÓN DE HIGGS", la partícula de Dios, la energía divina que plantea tantos interrogantes. Como siempre Ana vuelves a versificar desde la complejidad de las preguntas. Me ha gustado, sobre todo, ese punto lírico que colocas a la complejidad cientifíca.
Enhorabuena amiga. Un abrazote

Ana Muela Sopeña dijo...

Tino, es siempre un placer tu lectura.

Me alegra que este poema científico-onírico haya sido de tu interés.

Un abrazo enorme
Ana

Carlos Serra Ramos dijo...

Extraordinario, Ana, en primer lugar te agradezco el correo que me ha permitido disfrutarlo.

Mi asombro crecía conforme iba leyendo, tus conocimientos sobre astronomía, la excelente correlación de un texto científico emparejado a la poesía no está al alcance de casi ningún poeta.

Mi admiración al límite, Ana. ¿Me autorizas a colgarlo en mi blog citando el tuyo y tu nombre? Es una obra que merece ser difundida y llegue a cuantos más mejor. Este poema debiera estar en la revista de Pilar Iglesias, seguro que si lo lee te lo pide.

Un beso, Ana, te lo envío con el máximo placer que me ha causado la lectura.

..................Carlos

Ana Muela Sopeña dijo...

Muchísimas gracias, Carlos. Es un honor y una alegría que lo publiques en tu blog.

Con Pilar Iglesias me suelo escribir. Ya le comentaré esta idea tuya...

Un abrazo grande
Ana

antonietta valentina bustamante dijo...

Ana, gracias por la invitación. Es un privilegio venir a leerte...Estás al"giorno" con el descubrimiento científico. El hombre no sabe la inmensidad que es y no necesita ser descubirta, si no asimilada...el Universo y su magnanimidad...Así es. Un estupendo poema, digno de su autora. Me complace estar aquí. Te abrazo con la luz del universo, en la que soy una partícula de Dios...

Ana Muela Sopeña dijo...

Muchas gracias, Antonietta,

vivimos inmersos en el misterio, eso es indudable.

Un abrazo enorme
Ana

Pilar Iglesias de la Torre dijo...

Mi querida Ana!

Como siempre tu poesía entretejiendo pensamientos, emociones y paisajes exteriores con implecable maestría. Esta vez de nuevo, como tantas otras, disecando átomos cual letras de palabras, en una sinfonía de metáforas teñidas de esperanza y entre las que no faltan las relativas a la vida como fruto de estrellas.

Una delicia de poema, en plena actualidad científica de la física teórica.

Un beso con todo mi cariño!!...Pilar

Marli Franco dijo...

Ana querida Poeta ler-te é sempre um momento de aprimoramento em poésis.E este teu poema mais uma vez nos eleva nos sentires profundos da verdadeira poesia.Uma honra poder estar em teu espaço apreciando tua rica lira!
um beijo de violetas caríssima daqui do meu Brasil

Ana Muela Sopeña dijo...

Pilar, muchas gracias por venir a leer estos versos sobre esta partícula subatómica que seguramente nos catapultará a otras dimensiones.

Un abrazo enorme
Ana

Ana Muela Sopeña dijo...

Marli:

Agradeço-te muito o teu passo pelo meu blogue. Visitarei o teu espaço em breve para ler os teus belos poemas.

Um abraço muito grande até o teu Brasil querido
Ana

Rossana Arellano Guirao dijo...

Querida Ana, me encanta cuando asomo a estos viajes màgicos con tu palabra, donde el poderìo del cosmos queda latiendo...
Letra/pupila/mente/alma...INFINITUD

Un abrazo grande

Rossana

Ana Muela Sopeña dijo...

Gracias, Rossana, por venir.

Es siempre una alegría tu presencia aquí, en mi laberinto.

Besos
Ana

María García Romero dijo...

Ana querida mía, gracias por enviarme el correo.
El poema,de rabiosa actualidad, como diría alguien, me admira por completo.No es nada fácil unir la lírica con la ciencia, amén de tus conocimientos y elegante decir.La partícula de Dios,qué bella descripción...Todo está ahí, esperando la capacidad humana desde la noche de los tiempos, y aquí, la poeta abierta a la vida y su misterio.
Abrazos!

Ana Muela Sopeña dijo...

María, gracias por tus palabras.

Ojalá los humanos aprovechemos todos estos momentos creadores para impulsarnos a dimensiones nuevas.

Un abrazo fuerte, amiga
Ana